Consejos

Deliciosos pasteles para toda la familia: los secretos de hacer una tierna cazuela de requesón con kéfir


Quizás cada anfitriona tenga queso cottage y kéfir a mano, pero es bastante difícil hacer algo sabroso e inusual a partir de estos ingredientes simples. No es necesario buscar una receta complicada para un exquisito plato de cuajada, porque puedes cocinar la cacerola más delicada.

Gracias al uso de kéfir, la cocción resultará dietética, se puede servir tanto para niños como para aquellos que se adhieren a la dieta. Una gran ventaja de la cazuela es que puede actuar como postre y como plato principal abundante. Una selección de varias recetas para guisos de requesón y kéfir ayudará a cada ama de casa a preparar un plato simple y extremadamente sabroso, incluso para aquellos a los que realmente no les gustan los productos de leche agria.

Cazuela clásica de requesón sobre kéfir en una olla de cocción lenta

Los pasteles exuberantes y delicados se pueden cocinar en una olla de cocción lenta con bastante rapidez. Como relleno, se puede usar cualquier fruta seca que enfatice el sabor brillante del postre.

Ingredientes

  • 500 gramos de requesón casero;
  • 4 huevos de gallina;
  • 120 gramos de azúcar;
  • 200 mililitros de kéfir;
  • 80 gramos de sémola;
  • 5 gramos de levadura en polvo;
  • 1 bolsita de azúcar de vainilla;
  • 2 gramos de sal;
  • 20 gramos de mantequilla o margarina;
  • 40 gramos de pasas, albaricoques secos o frutas confitadas.

Un método para preparar un postre simple en una olla de cocción lenta:

  1. Primero necesita engrasar la capacidad de multicocina con mantequilla o margarina.
  2. Batir los huevos con una batidora hasta que estén esponjosos, esto llevará unos 3 minutos. Agregue la cantidad requerida de azúcar y continúe batiendo.
  3. A continuación, agregue queso cottage a la mezcla de huevo junto con kéfir, azúcar de vainilla, sal y levadura en polvo. La sémola y las frutas secas lavadas también se agregan en este punto. Mezcla todo bien. La consistencia de la masa de cuajada no resultará muy espesa, esto no debería dar miedo: la sémola se hinchará y dará la densidad necesaria.
  4. Ahora necesitas cambiar todo dentro del tazón. Seleccione la función "Hornear" en el panel, configure el temporizador en 45 minutos.
  5. Después del tiempo especificado, la cazuela de requesón está completamente lista. Vale la pena señalar que hornear en una olla de cocción lenta no tendrá una corteza dorada como en el horno.

Es mejor espolvorear el postre con canela o grasa con una fina capa de mermelada.

Fragante cazuela de requesón con manzanas en el horno

Las frutas y las especias combinan bien con el requesón, enfatizan las notas de sabor sofisticadas y llenan el postre con sabores nuevos e incomparables. Después de haber probado una receta de guiso al menos una vez, siempre la cocinará.

Ingredientes

  • 250 gramos de requesón;
  • 150 gramos de sémola;
  • 1 huevo de gallina;
  • 35 mililitros de aceite vegetal
  • 25 gramos de canela molida;
  • 150 mililitros de kéfir;
  • 75 gramos de azúcar en polvo;
  • 1 manzana madura;
  • 1,5 gramos de refresco apagado;
  • un poco de vainilla

Cómo cocinar postre picante de requesón con manzanas:

  1. Mezcle la cantidad requerida de requesón con azúcar en polvo y huevo de gallina. Agregue kéfir, bicarbonato de sodio hidratado y una cucharada de aceite vegetal. Después de verter esta sémola, toda la mezcla se mezcla a fondo. La consistencia de la prueba debe ser uniforme, sin la presencia de pequeños bultos.
  2. Precaliente el horno a 180-200 grados. Prepare una fuente para hornear, engrase con aceite, espolvoree con sémola.
  3. La manzana se debe pelar, quitar el núcleo, cortar en cubos medianos y agregar a la masa. Mezcle todo para que cada pedazo de manzana esté cubierto con cuajada.
  4. Transfiera la masa a la forma preparada, espolvoree la parte superior con el aceite vegetal restante, espolvoree uniformemente con canela molida.
  5. Ahora envíe la fuente para hornear. Una corteza dorada y muy apetitosa indicará que la cacerola está lista. El tiempo promedio del horno es de 40 minutos.

Puedes servir el postre con crema, yogurt o crema agria. Para darle dulzura a la cazuela, complementa su sabor con mermelada o leche condensada.

Cazuela sin endulzar con requesón en una olla de cocción lenta

Se puede preparar un gran plato de cena rápida y fácilmente. El requesón y el queso en una cacerola sin azúcar se complementan perfectamente, y el kéfir le da un ligero sabor a leche agria.

Ingredientes

  • 150 gramos de queso duro;
  • 200 gramos de requesón;
  • 100 ml de kéfir;
  • 4 huevos de gallina;
  • 45 gramos de harina de trigo;
  • 1 bolsita de levadura en polvo;
  • 125 gramos de mayonesa;
  • 2 gramos de sal

La receta para la cazuela de requesón sin azúcar en kéfir:

  1. Transfiera el queso cottage a un tazón, aplánelo cuidadosamente hasta que quede suave con un tenedor.
  2. Moler el queso duro con un rallador fino. Agregue queso al puré de requesón.
  3. Batir los cuatro huevos con un batidor, mezclar con el resto de la masa.
  4. Engrase la capacidad de la multicocina con aceite y luego vierta la mitad de la masa cocida.
  5. Coloque suavemente el relleno de requesón y queso, luego llénelo con la masa restante.
  6. Seleccione el modo "Hornear", configure el tiempo de cocción - 1 hora. Después de completar el programa, voltee la cacerola y cocínela por otros 20 minutos en el mismo modo.

Sirva el plato caliente con crema agria o salsa cremosa sin azúcar, será muy sabroso.

Delicada cazuela de cuajada y zanahoria con sémola

Las zanahorias pueden ser uno de los ingredientes de un postre integral de requesón. Tal receta para cocinar guisos atraerá a aquellos que siguen su figura.

Ingredientes

  • 200 mililitros de kéfir;
  • 200 gramos de requesón;
  • 80 gramos de sémola;
  • 2 huevos de gallina;
  • 90 gramos de azúcar granulada;
  • 2 zanahorias grandes;
  • 25 gramos de mantequilla;
  • 1 bolsita de azúcar de vainilla.

El proceso de preparación de los pasteles más deliciosos de requesón y zanahorias en kéfir:

  1. La primera sémola está preparada. Viértalo con kéfir y déjelo hasta que se hinche, esto tomará unos 20 minutos.
  2. Pelar las zanahorias, lavarlas y luego picarlas con un rallador fino.
  3. Agregue la cantidad requerida de azúcar granulada, puré de requesón a través de un tamiz y azúcar de vainilla con huevos a la mezcla de kéfir-hombre. Batir todo con un batidor, agregar las zanahorias y amasar suavemente la masa.
  4. Unte una fuente para hornear con un trozo de mantequilla, espolvoree su superficie con sémola o migas de pan.
  5. Coloque la masa a base de requesón y zanahorias dentro del molde y envíe a hornear a 180 grados. La cacerola se cocina en el horno durante 40 minutos.

La cazuela de requesón con salsas dulces se sirve a voluntad.

Cazuela dietética de requesón con carne picada

Una comida sabrosa, abundante y saludable para el almuerzo es bastante simple de preparar. La cantidad mínima de calorías en la cacerola terminada le permite disfrutar de su sabor inolvidable sin dañar su propia figura.

Ingredientes

  • 500 gramos de pollo picado;
  • 250 gramos de requesón sin grasa;
  • 65 mililitros de kéfir;
  • 2 huevos de gallina;
  • sal marina al gusto;
  • Una mezcla de hierbas secas provenzales.

Un método para preparar una deliciosa cacerola dietética:

  1. Primero ponga una hoja de papel pergamino en una fuente para horno.
  2. Extienda uniformemente una capa de carne de pollo.
  3. Espolvorea carne picada con especias y sal, agrega hierbas provenzales.
  4. Mezcle la cantidad requerida de requesón con dos huevos de gallina, vierta el kéfir. Coloque la masa de leche agria obtenida sobre la carne picada, nivelando todo con una cuchara.
  5. Envíe el formulario al horno. El plato se cocina bastante rápido, ya que se usa pollo picado. Después de 30 minutos, el plato en el horno se aligerará y obtendrá un aroma muy agradable, es hora de sacar la cacerola y servir.

Cazuela con capa de queso kéfir (video)

Las opciones enumeradas para la preparación de postres de requesón y los sabrosos segundos platos de kéfir y requesón ayudarán a crear una cena o almuerzo inusual y muy satisfactorio. No tenga miedo de experimentar, el resultado no solo le agradará a usted, sino también a sus familiares.